Gritos sordos

Una sensación de soledad, de que hablo y no se me escucha, palabras incomprendidas, que no son escuchadas, que no son atendidas.

Hablar simplemente para malgastar aire, para sentirme simplemente peor de lo que estaba. Nadie se siente mal o solo porque le hayan fallado o desatendido una vez, cuando realmente sientes que desapareces es cuando no dejas de gritar lo que necesitas, de alzar la voz una y otra vez pidiendo ayuda, y que nadie te atienda, que la ayuda no llegue o que no saben hacerte llegar. Entonces alguien se te acercará y te dirá, “todo mejorará”

…¿qué va a mejorar?, ¿ellos?, ¿mi vida?, ¿su vida?, ¿mi situación?… no lo sé, y no sé si ellos lo saben, lo que si sé es que no estoy bien, necesito ayuda, económica, mental y apoyo. Que me den una oportunidad, no soy la mejor persona del mundo, me he equivocado muchas veces y volveré a hacerlo en un futuro que espero sea lejano.

Mis errores, mis equivocaciones me cogen cada día de la mano, me acompañan y se cuelan en mis sueños, mis errores son lo que me han hecho llegar a este punto. Decisiones estúpidas, reacciones idiotas, ideas absurdas y poca cabeza, sin olvidar espolvorearlo todo con un poco de mala suerte. Todo esto me ha marcado a fuego, cargo con estos errores cada día y que cada vez me va matando un poco por dentro.

Soy una persona positiva, que ya no sabe dónde esta el lado positivo de las cosas, pero ¿donde esta el lado positivo de no tener trabajo?, ¿de estar a escasos meses de no poder pagar las facturas?,¿DÓNDE?. Aunque a día de hoy, vivo con lo justo, el simple hecho de salir con los amigos a tomar algo, un lujo, dar un paseo en coche, por el simple hecho de dar un paseo, un lujo, el propio hecho de comer, pronto será un lujo. Sé perfectamente que hay personas que están peor que yo, lo sé, pero supongo que esas personas son mas fuertes que yo o que yo ya me he rendido, no lo sé.

Realmente ya no sé cuanto tiempo voy a aguantar así, me empiezo a desmoronar, llevo años luchando sin parar, batalla tras batalla, en una guerra en la que ya no soy capaz de ver su fin. El estrés me esta matando, no consigo tener la cabeza serena, relajarme o no cabrearme son cosas que ya escapan a mi control, no me queda paciencia,  la he malgastado durante muchos años en tonterías y no guarde nada para tiempos peores.

No sé cuanto tiempo voy a aguantar, pero es posible que desaparezca, no hablo de suicidio, hablo de desaparecer, así que, no os extrañéis si un día simplemente no estoy.

Linea ICO Directo… !!FRACASO¡¡

Todos hemos oído hablar alguna vez de las Lineas ICO de créditos para pymes y autónomos, que están ahí para ayudarlos, para hacer que avancen, para conseguir que este país resurja entre sus cenizas, pero… es todo mentira.

Llevo concretamente desde el día 14 de Abril de este año, presentando mi proyecto de empresa en más de 8 entidades financieras, absolutamente todas me lo han denegado, y por ello solicite el crédito a través de las lineas ICO, nuevamente me lo denegaron en 7 de las 8 entidades, tan solo una dio vía verde al proyecto si presentaba un aval, por mi situación no he conseguido un aval valido, por ello no me dan el crédito que necesito para poder crear mi empresa.

Me he ido informando, y parece ser que estas lineas ICO han resultado ser un fracaso y las garantías que exigen son más duras que las que fijan los propios bancos, en otras palabras, estamos jodidos.  Tras el anuncio, por parte del Gobierno, de la puesta en marcha de esta línea para financiar a autónomos y pymes, se avisó de que el sentido de esta línea de financiación era ayudar a aquellos a los que los bancos les habían cerrado el acceso al crédito, pero una vez más, nos encontramos con que ha habido, como afirma el refrán, mucho ruido, y pocas nueces.

Luego he oído por algunos economistas que, este tipo de organismos buscan el poder sacar partido a la financiación, así que los que piden pequeños importes (como yo), no son concedidos porque no les aportan beneficio, lo que nos convierte en los más desprotegidos y en los más perjudicados.

Todo esto me parece bastante irónico, ya que si no hay trabajo lo suyo es hacerte autónomo y crear tu empresa, pero tampoco. Para colmo las ayudas que da el gobierno de España, es tan solo una vez se haya constituido la empresa y no antes.

Este país va de mal en peor, viendo que promociona ayudas financieras que no se aplican, dando falsas esperanzas a sus propios ciudadanos y haciendo perder el tiempo de estos en interminables, tramites, cambios, papeleos, etc., para finalmente recibir un NO, y tener que volver a tragarte tus ilusiones y esperanzas, volviéndote a someter al paro y a la infructífera búsqueda de trabajo.

GRACIAS LINEAS ICO, DINERO NO, PERO ROMPIENDO ESPERANZAS Y SUEÑOS VAIS SOBRADOS!!!

Homosexualidad 2011

Hace unas semanas en un programa de Buenafuente, Andreu en uno de sus tan buenos monólogos iniciales dijo algo para finalizar el mismo que me llamo la atención y me dio pie para empezar este escrito, más o menos la frase decía así: “en pleno siglo XXI aún hay gente que no entiende que la espada no puede ganar a la pluma“.

Aunque su intención era el humor, quizás queriendo o sin querer lanzo un peculiar mensaje de apoyo a la comunidad homosexual, con esa frase que todos conocíamos pero que la verdad, nunca le había dado ese sentido hasta ese día.

Particularmente tengo varias amistades que su orientación sexual no es la “común”, pero, ¿Acaso nos debe de importar este detalle? no debería ser así, aunque en nuestro país la homosexualidad no este perseguida o castigada como en otras partes del mundo, sigue siendo un tabú o mal visto por muchas personas, pero la comunidad homosexual no siguen siendo más que eso, personas, que no son mejores ni peores, con sus defectos y virtudes, pueden ser tan buenos o malos como todos nosotros.

Eso es en España, pero, ¿Sabéis que otros países que el castigo por ser homosexual es la muerte?, pues sí, la triste realidad es que vivimos en un mundo donde la gente sigue sin poder ser ellos mismos sin que lo castiguen por ello, mentes tan cortas que no ven mas allá de sus anticuados prejuicios que por miedo a lo nuevo, al cambio, sellan con mano de hierro todo lo que no conciben como “normal”, países como Arabia Saudí, Yemen, Somalia, Nigeria, Irán, Mauritania y Sudán. De los 53 estados de África 37 penalizan la homosexualidad, en el caso de Uganda, su proyecto de ley “anti-gay” está actualmente paralizado por la presión internacional, y el de Malaui, donde se ha tramitado un endurecimiento del Código Penal para lesbianas y mujeres bisexuales con penas de hasta cinco años de prisión. Cada uno tiene derecho a tener su propia opinión y que esta sea respetada aunque no sea compartida, pero no imponer su criterio por la fuerza. Entiendo que en ciertos país por su cultura siga siendo mal visto, pero, ¿Matar?. Tanta evolución para seguir con la barbarie de hace mil años, esto no es una evolución,  es un estancamiento, uno del que no saben salir, o no quieren por miedo.

Es mucho lo que podría decir para criticar este tipo de sociedades y culturas, pero criticar es fácil, pero cambiarlo es difícil, no imposible.

Sin duda no puedo decir que tenga amigos gays, simplemente tengo amigos, sin etiquetas, orgulloso de ellos que pese al posible rechazo prefirieron ser ellos mismos, que a pesar de todas las dificultades fueron fieles a sus propios sentimientos y por todos ellos van estas líneas.

“En pleno siglo XXI aun hay gente que no entiende que la espada no puede ganar a la pluma”.

El pasado en tu presente

Es increíble, que los sucesos de nuestro pasado nos sigan, que hagamos lo que hagamos y que tras todos nuestros esfuerzos por dejarlo atrás, siempre te alcance. En realidad, esto no es un problema, es tan real como la vida misma, todo acto tiene sus consecuencias y la vida nos lo demuestra día a día. Yo mismo he cometido errores, como todos, unos más grandes, otros leves, en general tropiezos de diferentes índoles.

El pasado en si, no es un problema, es nuestra actitud la que lo transforma como tal, nuestra obsesión con dejar el pasado atrás. Es un error, el pasado es quien nos ha esculpido en la roca de la vida, nos define y nos hace ser como somos en la actualidad, errores que nos enseñan lecciones, problemas que nos han hecho más fuertes. Hay que recordarlo, tenerlo cerca, pero sin tener que vivir en él, vivir en el pasado es solo para los que tienen miedo de vivir el presente, por muy doloroso o difícil que sea hay que dejarlo en el pasado, ya forma parte de ti, no tienes que pensar cada día en el pasado, sino recrearte en el presente y pensar en el futuro, como dice la frase, el pasado, pasado está.

Luego están las personas que quieren que pagues por los errores que hayas cometido (como si no fuera lo suficientemente difícil la vida de por si), sobre todo cuando esa persona está implicada, he visto muchos casos. ¿Qué pasa con esa persona que desea venganza? siguen queriendo que esa persona pague por lo que hizo aunque haya pasado mucho tiempo, en parte normal, pero también veo la otra parte que ellos no ven o por lo menos la mayoría, ¿qué pasa cuando esa persona ya ha pagado por sus actos, pero que por la distancia que se han puesto entre ellos, esa otra persona nunca se ha enterado? Esa persona seguirá queriendo su vendetta personal, aunque ya no se la merezca, pero realmente lo que desea es que sufra o que no sea feliz, pero no porque crea que no ha pagado suficiente, es más simple y básico, quiere ser participe o enterarse de que has pagado para poder así seguir adelante, como si fueran la dama justicia impartiendo su orden en lo que creen correcto. Tal vez mover la mierda del pasado, hagan que su presente tenga sentido, pero para mí no lo es. El trabajo, mi familia, mis amigos y mi novia son mi presente y mi futuro.

El pasado siempre te alcanza, eso me han dicho hoy, y es cierto, pero parece que hay personas que no saben vivir su presente, no pueden vivir sus vidas sin inmiscuirse en la de los demás, y a veces lo justifican diciendo que hacen un favor, avisando de como “creen” que eres, sin tener en cuenta que el tiempo y la vida pasan para todos… Yo sé que he cambiado, y me ha costado muy caro este cambio o crecimiento personal, he pagado por ello de una manera que jamás pensé posible que fuera tan dolorosa pero he aprendido de mis errores, sé que no soy el mismo de hace 1 año, se podría decir que he evolucionado. Con esto no dejo de ser un simple hombre de 28 años como tantos, ni mejor ni peor, pero dueño de mi vida y de mis actos.

Un consejo para todos, en especial a los que no saben dejar el pasado en el pasado: “Vive el Presente, para que en el Futuro tengas un Pasado que merezca ser recordado.

Y para estas personas que creen que no merezco ser feliz, GRACIAS por darme la idea para escribir en mi blog y solo tengo una cosa que deciros, “a los que habláis a mis espaldas, MIL GRACIAS, eso significa que sigo por delante vuestra“.

Mi Nombre

Una tormenta de recuerdos, sentimientos y momentos pasan por mi cabeza al escuchar ciertos nombres, es curioso, como una palabra o en este caso un nombre, puede desencadenar semejante efecto, es un acto inconsciente, pero es proporcional a la importancia de ese nombre a esa persona. Sé que pensamientos atraviesan mi mente cuando escucho tú nombre, pero, yo quisiera saber ¿en qué piensas cuando escuchas mi nombre?

Dependiendo de quien sea, supongo que incluso podría llegar a cabrearse con tan solo recordarme, otros alegrarse o a lo mejor hasta esbozar una sonrisa en su rostro, pero la verdad es que nunca lo sabré, porque aunque sea una simple amistad, sigue siendo un sentimiento o pensamiento muy íntimo.

Creo que podríamos llegar a percatarnos de nuestros verdaderos sentimientos hacia estas personas cuando oímos su nombre, dependiendo de cuál sea nuestro primer pensamiento… “Juan”, ¡uff! ¡Qué pesado!, “Miguel! ¡Ostia! ¡Qué tiempos!, “Johanna”, ¡dios! ¿Dónde estará?, etc. Ya sea que nos cae mal, que lo echas de menos o que la añoras.

Ya sea cual sea el pensamiento que traiga, siempre tendré esta duda existencial, ¿qué pensarán al escuchar mi nombre?, ¿se le acelerará el corazón a mi novia como a mí al escuchar su nombre?, ¿recordará el día que nos conocimos?

Puede ser un post algo absurdo o trivial, pero a mí me parece interesante, como un nombre puede significar tanto y a veces… nada…

…Quisiera saber en qué piensas cuando escuchas mi nombre…

VIVIR

Lucho por mi vida,
palabras huecas disparo,
atento contra tu mente
y sobrevivo a tu demencia.

Siento que noto nada,
la vida se va,
tengo un cordel muy corto
y la vida se eleva.

Demasiado alta,
se me escapa…
la atrape…
¿esto es vida?

No… Es un momento.
Un pedazo de un corazón
¿será mío? No lo sé.
Mmm Lo guardare.

Vidas vacías,
caminos perdidos,
vivencias muertas
miradas ciegas.

Siento poder sentir,
intento pensar
pero solo siento
y siento que no vivo.

La vida es corta,
rápida se aleja,
la vivo al momento para gastarla,
antes de desperdiciarla.

Los minutos no se acumulan,
no puedo retenerlos
se escurren despacio
pero sin prisa.

Vivo y dejo vivir
suena común, lo sé
pero no la dejo ir
sin consumirse.

No sé lo que trasmito,
pero se lo que siento,
palabras que describen
este sentimiento.

Pero vivo y sigo vivo, que no es poco.

Conflictos

Hoy leyendo la nueva entrada del blog de mi amiga Lucia que se titula “perjudicial para la salud“, habla sobre el daño que nos produce el amor, que queriendo o sin querer hacemos o nos dejamos maltratar sentimentalmente hablando, somos muy sensibles a que nos pasen estas cosas cuando estamos enamorados.

Y que no hay nada que se pueda hacer al respecto, ya que no existe la relación perfecta y menos aún un príncipe azul o la princesa de nuestros sueños. Esto es un breve resumen, os recomiendo que os paséis y lo leáis.

Estoy bastante de acuerdo con lo que ha escrito, pero tengo mis discrepancias al respecto, ¿por qué?, por un motivo obvio pero que no tenemos en cuenta o que ni siquiera había pensado hasta este momento.

¡¡¡Los conflictos!!!

Los conflictos, riñas, peleas, discusiones, desacuerdos, malos entendidos, etc., da igual como lo llamen, el resultado es el mismo, un estado de malestar en la pareja, el cual hace que cada acto tenga más importancia de la que tiene, que estemos más a la defensiva, etc. A mi parecer, este tipo de cosas hacen mejor a las relaciones, eso sí, en su justa medida.

Una relación perfecta, algunos la describirían con una estabilidad emocional sin altibajos, sin peleas, ósea, todo perfecto. ¡¡¡Pobres ilusos!!! Esto tan solo es el preludio del final de esa relación, que silenciosamente empezará a ser invadida por el mal de la monotonía, del aburrimiento, el funeral de la pasión y finalmente la muerte del amor. Es imposible que una pareja permanezca junta en estas circunstancias, a no ser que se hayan acomodado y eso ya no es amor, simplemente es estar con alguien con quien estás acostumbrado a estar. Y de esto entiendo, porque lo he vivido por desgracia.

La solución, aunque contradictoria, son los conflictos, estos hacen que nos enfademos o saquen de quicio, pero esto sabiendo llevar la situación, aprendiendo a escuchar, a estar dispuesto a dar la razón, a aprender de los errores y saber reconocerlos, estos son los ingredientes primordiales de una relación sana, ya que estos contratiempos hacen que la pareja se una más, entren cada vez en nuevos niveles de compromiso el uno con el otro, cada vez más confidentes y un efecto secundario de esto, es la pasión y las maravillosas reconciliaciones. Quien no ha tenido una pelea y después de la reconciliación ha olvidado lo que ha pasado y estáis como el primer día, en el cual desearíais poder detener el tiempo y vivir ese momento por toda la eternidad.

Los conflictos son la sal de las relaciones, después de lo salado solo podemos desear el dulce de nuestra pareja y siempre nos sabe a poco. La conclusión es obvia a la vez que invisible, es una realidad, saber llevar una relación es controlar el bello arte de amar con todas sus dificultades y poder decir lo siento, perdonar y superar. Esta es la receta de la felicidad en pareja, una serie de conflictos que os unan, pero dejad a un lado resentimientos, orgullo y cabezonería, eso tan solo son más impedimentos que lo complicaran todo.

Ser feliz en la dificultad y amar entre los conflictos.

Mi interior

Una vista a mi interior…
he cambiado ¿A mejor?
no lo sé, algo es diferente,
no soy el mismo que ayer.

Un nuevo yo emerge,
ve la luz por primera vez
fuerte y mejorado
ahora lo veo.

¿Sigo siendo yo?
Sigo siendo como antes,
pero diferente.

Todo me ha cambiado,
lo veo, lo siento,
pero acaso he evolucionado
¿Soy yo mejorado?

Muchas preguntas,
muchas dudas,
para un gran cambio,
para mi nuevo yo

Ahora lo veo,
soy yo, sigo aquí.
romántico y cariñoso
amigo y confidente.

Soy yo, más fuerte
más tierno y cariñoso
romántico y amable
pero… Más fuerte

Soy más fuerte,
mi corazón lo es,
mi voluntad también
no volveré a dejar que me dañen.

Puede que haya dicho poco,
pero para mi es suficiente.
Sé que hay un cambio,
y puedo verlo.

¿Tú lo ves?

Luz y oscuridad

Antes de nada, quiero decir, que la idea de este escrito viene del blog de un amigo (Trobadordementes). ¿por qué uso el mismo título que en su blog? Muy sencillo, hace unos días mi novia y yo nos encontrábamos en un bus de camino a Barcelona centro, y durante la travesía comentaba con ella el blog de mi amigo, el cual hablaba de la religión y sus contradicciones. Durante la conversación debatíamos sobre el poder de la iglesia y el fanatismo implícito que hay detrás de ella, y en un momento determinado mi pareja exclamo “la iglesia no debería de existir” y en ese instante una señora no excesivamente mayor se giró y nos miró con una cara de indignación y con algo de odio. Nos quedamos petrificados durante unos segundos y de repente nos entró la risa. Y no risa burlona, sino que la situación nos pareció muy surrealista.
//
http://pagead2.googlesyndication.com/pagead/show_ads.js

Continuar leyendo

Sinceridad

Nunca he podido comprender como la sinceridad es omitida con tanta facilidad. No lo entiendo, puedo llegar a entender que hay ciertas noticias que pueden ser duras de digerir y que se demoren en comunicarse, pero, cuando la sinceridad es vital para el correcto funcionamiento de una pareja, una amistad, un matrimonio, en el trabajo, etc., no hay excusas. Continuar leyendo